fbpx

La historia de un verdadero ídolo

Meteoro

La historia de un verdadero ídolo

Para muchos es más que una caricatura de un piloto y un auto, la serie Meteoro sin duda es el punto de partida de muchos fanáticos del automovilismo.

Con tan solo 52 capítulos desarrollados entre los años de 1967 y 1968, fueron suficientes para despertar la pasión del mundo de las carreras.

El personaje central es Meteoro, un joven conductor que manejaba un auto construido por su padre, de quien heredó la pasión de las carreras. El hermano menor de Meteoro, Chispita, siempre estaba escondido en la cajuela del auto junto con su mascota.

Meteoro contaba siempre con el apoyo de su novia Tracy y de su mecánico, Bujía, quien conocía cada detalle del auto.

El gran rival de Meteoro en cada episodio, siempre fue “el Enmascarado”. Detrás de la máscara se ocultaba el hermano mayor de Meteoro, quien había abandonado la casa por problemas con su padre.

El auto

El Mach 5 es el increíble auto que conducía Meteoro, fue fabricado por su padre y tiene todo el diseño de un deportivo de los años 60; líneas que parecen nunca terminar, de frente tiene tres picos en forma de “M” y un parabrisas curveado que envuelve el habitáculo.

La característica principal de fanástico auto blanco con el que competía Meteoro era la letra “M” pitada en el cofre, erróneamente se cree que es por “Mach 5”. En japonés Meteoro se llama Go Milfune, por lo que la “M” corresponde a la inicial del apellido de la familia Milfune.

El número 5 que lleva en las puertas es porque en japonés la pronunciación de ese número es muy parecida a Go, nombre original de Meteoro.

Mejor que un auto de James Bond

El volante estaba lleno de botones como si se tratara de un auto de carreras de la actualidad.

Botón A: Levantaba el auto del piso gracias a unos tubos que se extendían como gatos hdráulicos, esta ventaja podía lanzar el auto por el aire para librar obstáculos.

Botón B: Cubría las llantas con unas bandas que agregaban mucha adherencia y protección, permitía ir por cualquier tipo de camino.

Botón C: Si encontraba algún obstáculo en el camino, con este botón salían dos sierras en la parte frontal del auto que cortaban cualquier tipo de obstrucción.

Botón D: La cabina quedaba totalmente sellada, esto la convertía a prueba de balas e incluso podía ir bajo el agua.

Botón F: Recargaba de oxígeno la cabina para cualquier emergencia acuática.

Botón E: Encendía unas potentes luces delanteras y daba visión de infrarrojos en la mica del casco de Meteoro.

En la caricatura, el Mach 5 era capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en solo 6.1 segundos. Sin embargo no podía faltar un entusiasta que decidió hacerlo realidad.

Pidió la autorización de los creadores del Mach 5 para replicarlo. Tomó como base un Corvette C4 y creó una versión de tamaño real que incluso integra las sierras en la parte delantera.

Esta versión está valuada en 125 mil dólares y es capaz de alcanzar 288 kilómetros por hora.

Meteoro

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email